lunes, 24 de mayo de 2010

UNIVERSITARIOS MIRARON A OTRO LADO




(DAROTI).-Les faltó puntería y capacidad de definición. Los jugadores de la UNASAM tuvieron hasta ocho oportunidades claras de gol y fallaron clamorosamente. Juventud Pedregal, el rival más débil del cuadrangular, tuvo en el portero Arturo Ayllón, a su mejor valor y al último escollo que encontraron los delanteros estudiantiles, porque atajó de todo y además ahogó los gritos de gol de los seguidores santiaguinos.
Desde el inicio del compromiso, la UNASAM se adueñó del balón y el terreno de juego, pero no supieron culminar sus ataques en gol.
El delantero Carlos Enriquez, estuvo displicente y demasiado confiado cuando se encontró frente a la portería pedregalina y falló en el remate final.
El libreto del primer tiempo se repitió en la segunda etapa, los santiaguinos atacando por todos los sectores y los pedregalinos, defendiéndose como podían.
El empate a cero goles, fue festejado por los jugadores e hinchas de Juventud Pedregal, como si hubiesen conseguido el título, y no era para menos, sacaron un resultado que ni ellos se imaginaron antes de entrar al la cancha.
Para los universitarios fue una lección que se espera los haga reaccionar, y no celebren antes que se inicie la fiesta.
Ahora tienen una semana para replantear su accionar y pensar en el deportivo Amva, que será un rival muy complicado en sus aspiraciones de lograr un triunfo, que les asegure su pase a la etapa provincial.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada